Mi amigo Havel, un héroe universal. Por Oswaldo Paya.

hpelubap5http://dialog.ihned.cz/komentare/c1-54277930-oswaldo-paya

Yo sé que muchas personas en el mundo pueden decir “mi amigo Havel”,  por lo tanto, en un momento de dolor, pero también de celebración de su vida, van a brotar muchas voces no para apropiarse de él sino,  como yo,  darle las gracias.  Yo le doy las gracias a Havel y gracias a Dios por Havel.

Cuando era un adolescente, escuche la noticia una noche en el televisor donde se aseguraban que las tropas del Pacto de Varsovia habían invadido Checoslovaquia.  Ya conocíamos de la Primavera,  de la Primavera de Praga, de la Primavera de la Esperanza. Quizás muchos en el mundo pensaron que los tanques y el poder de un imperio podían aplastar esa esperanza. Vaclav Havel encarno a su pueblo sin sustituir la acción de todo un pueblo que es en definitivas siempre el protagonista de la Liberación.

Así surge Carta 77, no quiero ahora hacer un a crónica histórica, pero si puedo decir que este peregrinaje  de los checoslovacos, como decíamos entonces  porque era un solo país y dos pueblos, queridísimos para nosotros los cubanos;  que aportaron al mundo estos vientos de Liberación.

Este peregrinaje a sido también historia de nuestras vidas, de los que mirábamos  con esperanza  cuando parecía que el poder totalitario era  imperturbable y se presentaba como eterno, aplastante. Este hombre, permítanme decirlo  con orgullo y con humildad, MI AMIGO, supo levantar esa bandera tan radical, tan pacíficamente radical, del Poder de los Sin Poder.  Creo que fue iluminado para esas ideas.  Porque el Poder de los sin Poder es la voz de todos los pobres, de todos los que están en desventaja, de todos los que no tienen oportunidad, de todos los seres humanos, aquellos que desde su interior llevan esa semilla de libertad que Dios a sembrado en cada ser humano, creyente o no  y que en algún momento brota.

Vaclav Havel, amigo del pueblo de Cuba, permanentemente activo para defender a las victimas de las violaciones de los derechos humanos en nuestro país, para levantar la bandera de la esperanza, inclusive en Europa, a veces como voz casi solitaria. Como voz casi solitaria pero no individual, como voz de su pueblo que no ha perdido la memoria y por eso mantiene la solidaridad.

Vaclav Havel siempre será una interpelación a las conciencias porque siempre estará llamando,  especialmente a los políticos, a aquellos que tienen alguna influencia desde cualquier posición,  a defender y a hacer causa común con los que no tienen poder.

Pero esos que no tienen poder, y tu nos lo enseñaste Havel, tienen derechos!

Gracias amigo, gracias hermano, gracias al pueblo Checo. Seguimos en el camino que es tu camino: la Liberación!

Buscar

Archivo

Temas